Dental Tribune Latin America
El autor afirma que no se ha probado que algunas de las resinas que se utilizan para fabricar alineadores tengan un efecto negativo en la salud reproductiva de las mujeres. (Ilustración: basada en un imagen de Vladimka / Shutterstock)

Alineadores y biocompatibilidad

By David Suárez Quintanilla
March 17, 2021

Un reciente artículo publicado en la revista científica “Chemosphere” ha causado una gran polémica al relacionar los alineadores plásticos y varias de las resinas utilizadas para su fabricación (y también para férulas quirúrgicas y/o de ATM) , con problemas de toxicidad ovárica en ratones de laboratorio. Para dilucidar las implicaciones de esta investigación, he pedido su opinión a reconocidos investigadores en el campo de la reproducción asistida y de los polímeros.

La investigación, titulada “Dental resins used in 3D printing technologies release ovo-toxic leachates”, ha sido realizada por el equipo de Francesca Duncan, del Departamento de Obstetricia y Ginecología de la Universidad Northwestern de Chicago, y publicada en una revista que tiene un índice de impacto de 5.

  HACER CLIC AQUI PARA SUSCRIBIRSE A DENTAL TRIBUNE  

El estudio se centra en dos resinas específicas: Dental SG 1L y Dental LT Clear 1L y su componente Tinuvin 292, que se utilizan para la fabricación de alineadores plásticos y férulas quirúrgicas. De manera genérica, los plásticos pueden presentar tres problemas al ser incorporados al organismo de manera temporal o permanente:

PUBLICIDAD

  1. Como microplásticos, pequeñas micropartículas incorporadas a nuestro organismo. Solo el 9% de los residuos plásticos se recicla y la gran mayoría termina en vertederos y en el medio ambiente, donde se disgrega en micropartículas que contaminan las aguas y el aire, dañan la fauna marina y, en última instancia, son ingeridas por los seres humanos. Es cierto que hasta el momento no se han encontrado evidencias que determinen que los microplásticos representen un riesgo para la salud de los seres humanos, especialmente en el caso de las partículas grandes, como las halladas en el estudio. En cambio, las partículas pequeñas entrañan más riesgo, ya que pueden incorporarse al torrente sanguíneo, el sistema linfático y alcanzar el hígado. En un estudio, el 93% del agua embotellada de 11 marcas diferentes mostró contaminación microplástica. Los investigadores encontraron un promedio de 325 partículas microplásticas por litro. En comparación con el agua del grifo, el agua de las botellas de plástico contenía el doble de microplástico. Parte de la contaminación probablemente proviene del proceso de embotellado y envasado del agua. Si beber agua embotellada genera contaminación microplástica, qué no harán los alineadores puestos en boca 22 horas durante 2 años (16.060 horas).
  1. Como Disruptores Endocrinos, capaces de alterar el equilibrio hormonal y tener una importante repercusión sobre la fertilidad. Los denominados Disruptores Endocrinos son una serie de sustancias químicas capaces de alterar el sistema hormonal del organismo humano y generar su disfunción, lo que puede llegar a causar diferentes enfermedades relacionadas con la salud reproductiva de la mujer (cáncer de mama, infertilidad, pubertad precoz), trastornos de la función reproductora masculina (afecciones de próstata, pérdida de la calidad seminal, malformaciones congénitas del aparato reproductor), trastornos metabólicos (diabetes y obesidad), enfermedades neurológicas (trastornos del comportamiento, déficit de atención e hiperactividad, enfermedad de Parkinson), cáncer de tiroides o trastornos cardiovasculares. El efecto es acumulativo e irreversible y se puede transmitir de una generación a otra sin que se haya manifestado patológicamente. Estas sustancias están por todas partes y convivimos permanentemente con ellas, pues forman parte de nuestra forma de vida habitual, sea en el hogar, el trabajo, en la calle o incluso en el campo: alimentos, pesticidas, insecticidas, plásticos, productos de higiene personal y de limpieza, materiales de construcción, plásticos, ambientadores.

PUBLICIDAD

  1. Al alterar el Microbioma o ecosistema de microorganismos comensales, simbióticos y patógenicos que comparten nuestro espacio corporal.

De acuerdo con expertos en investigación en reproducción asistida, hay que destacar dos hechos: el primero, que los plásticos comparten con otras sustancias (metales pesados) efectos deletéreos sobre el cuerpo humano, organismos vivos y todo nuestro ecosistema, y que un objetivo prioritario ha de ser su limitación, eliminación y/o sustitución por otros materiales más biocompatibles y biodegradables. Tanto los Disruptores Endocrinos como las sustancias que alteran el Microbioma son responsables de problemas de fertilidad, y hoy son ampliamente estudiados en obstetricia. El segundo hecho hace referencia a la crítica del artículo de la doctora Francesca Duncan, y se refiere a la falta de validación de los test realizados y la aplicación directa de los productos sobre los ovocitos, cuando realmente el estudio debería de aplicar los productos en la boca del roedor y ver a corto y medio plazo sus posibles efectos en el ovario. Mis colegas investigadores en reproducción me explican lo sensible que es el ovario a cualquier sustancia o manipulación, de manera que parecen exageradas, y un poco sensacionalistas, las conclusiones del artículo (donde se llega a pedir una revisión de la verdadera biocompatibilidad de estos plásticos).

PUBLICIDAD

Desde el campo de los polímeros, mis colegas físicos también reiteran los problemas de los plásticos y sus interacciones con el cuerpo humano, por ejemplo, los guantes de cirugía con el sudor. Se necesitan más pruebas e investigación para conocer el efecto de esta interacción, que todos coinciden en destacar como invisible y preocupante.

Este debate me recuerda cuando hace años se hablaba de la mayor o menor toxicidad de las amalgamas de mercurio. Durante años, cuando no había alternativas a la amalgama, el debate estaba presente, pero era inconcluso. De repente, se descubre que la amalgama, y el mercurio son lo peor de lo peor. Esto ocurrió, y aquí viene lo sospechoso, cuando el progreso de los materiales dentales permitió aparcar la amalgama por las resinas compuestas.

PUBLICIDAD

Tengamos esto en cuenta, no caigamos en lo mismo. En definitiva, hay que urgir a las compañías de alineadores a que utilicen nuevos materiales no plásticos, más seguros, biocompatibles y reciclables (biopolímeros —ácido poliláctico, polietileno, celuloides—, micelio de hongos, bagasse) porque la seguridad de los pacientes y del equipo odontológico es el primer axioma de la odontología.

Recursos

  • Las resinas para la impresión 3D pueden afectar la salud reproductiva________________________________________________________________________El Profesor y Doctor David Suárez Quintanilla es catedrático de Ortodoncia de la Universidad de Santiago de Compostela (España), expresidente de la European Orthodontic Society y vicepresidente de Ortodoncia de la International Association for Dental Research. Visite su página web en: dsqtraining.com

 PULSE AQUI PARA VER LA EDICION DIGITAL DE DENTAL TRIBUNE  

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

© 2021 - All rights reserved - Dental Tribune International