Dental Tribune Latin America
Algunas resinas que se utilizan para fabricar retenedores orales 3D tienen un efecto negativo en la salud reproductiva de las mujeres. (Imagen: producción de Vladimka / Shutterstock)

Las resinas para la impresión 3D pueden afectar la salud reproductiva

By Dental Tribune International
March 10, 2021

Dos resinas imprimibles en 3D para uso en aplicaciones dentales filtran compuestos que pueden causar efectos tóxicos graves en el ovocito, el precursor inmaduro del óvulo que eventualmente puede ser fertilizado, según un estudio realizado por investigadores de la Universidad Northwestern en Chicago.

Aunque se han realizado estudios previos sobre las posibles toxicidades de la exposición a materiales impresos en 3D, no se han realizado investigaciones que examinen las posibles toxicidades reproductivas inducidas por estos materiales en los mamíferos.

  HACER CLIC AQUI PARA SUSCRIBIRSE A DENTAL TRIBUNE  

El hallazgo del filtrado de compuestos nocivos es preocupante ya que el reciente desarrollo de resinas comercializadas como biocompatibles ha llevado al uso generalizado de este tipo de compuestos imprimibles en 3D en dispositivos médicos e ingeniería de tejidos.

“A pesar de las revelaciones sobre el BPA hace casi 20 años, sigue siendo raro que el impacto potencial que los nuevos materiales puedan tener en la salud reproductiva se estudien de manera rigurosa y sistemática a pesar de su naturaleza omnipresente en nuestra vida cotidiana”, dijo la Dra. Francesca Duncan, coautora del estudio y profesora asistente de obstetricia y ginecología en la Facultad de Medicina Feinberg de la Universidad Northwestern, en un comunicado de prensa de la universidad.

PUBLICIDAD

Según Duncan, el mercado de alineadores transparentes que usa resinas como Dental SG (DSG) y Dental LT (DLT) de Formlab se ha convertido en un negocio multimillonario en los últimos años, y algunas empresas utilizan técnicas de impresión 3D en la fabricación, debido a que permite una producción rápida.

El equipo de investigación descubrió la toxicidad al utilizar tecnología de impresión 3D para crear el primer modelo ex vivo del tracto reproductivo femenino. Descubrieron que los resultados tóxicos de la DLT eran más graves que los de la DSG. Debido a eso y a que DTL está destinado a la fabricación de retenedores orales, que las personas usan durante períodos prolongados, lo que resulta en una exposición a largo plazo, los investigadores se centraron en DTL para su análisis.

Estudiaron las filtraciones de resinas DLT utilizando espectroscopía de masas e identificaron Tinuvin 292 (BASF), un estabilizador de luz comercial que se usa comúnmente en la producción de materiales plásticos, como un componente principal. Los investigadores atribuyeron la significativa ovo-toxicidad a esta sustancia.

PUBLICIDAD

"Nuestros resultados son importantes porque demuestran filtraciones de materiales de uso común en la impresión 3D programados como 'biocompatibles'".

Sin embargo, la importancia de los hallazgos del estudio puede extenderse mucho más allá de los procesos de impresión 3D, porque Tinuvin 292 es un aditivo común que se usa en la producción de muchos tipos diferentes de productos de consumo de plástico, dijo Duncan.

“Nuestros resultados son importantes porque demuestran la filtración de materiales de uso común en la impresión 3D descritos como 'biocompatibles', pero pueden tener efectos adversos en la salud reproductiva”, agregó y enfatizó que “existe una necesidad crítica de comprender mejor la identidad y el impacto biológico de compuestos que se filtran de estos materiales".

El grupo de investigación destacó que, aunque tanto DSG como DLT se comercializan como fotopolímeros biocompatibles, sus "resultados demuestran que el contexto de la biocompatibilidad es fundamental". Señalaron que, a pesar de la importancia de la salud reproductiva, la certificación de biocompatibilidad por parte de la Organización Internacional de Normalización no requiere pruebas de seguridad en salud reproductiva, excepto en los casos en que los materiales entran en contacto directo con el tejido reproductivo.

“Los resultados demuestran que la toxicidad reproductiva debe ser una prioridad al caracterizar todos los materiales con los que los humanos pueden entrar en contacto, ya sea en un entorno médico o en su vida cotidiana”, subrayó Duncan.

PUBLICIDAD

Los investigadores declararon que se necesitan más estudios para investigar los efectos in vivo, ya que el estudio actual solo proporcionó evidencia en un entorno in vitro. Además, será importante examinar la toxicidad en el sistema reproductor masculino e identificar cualquier diferencia de sexo. Otro campo de interés es la caracterización de la liberación y los niveles de exposición de Tinuvin 292 en humanos, tanto en el caso de productos médicos como de consumo.

El estudio, titulado "Las resinas dentales utilizadas en las tecnologías de impresión 3D liberan filtraciones ovo-tóxicas", se publicó en el volumen 270 de la revista Chemosphere.

 PULSE AQUI PARA VER LA EDICION DIGITAL DE DENTAL TRIBUNE  

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

© 2021 - All rights reserved - Dental Tribune International