La Odontología es la mejor cura que existe

Search Dental Tribune

La Odontología es la mejor cura que existe

La atención esmerada del paciente es algo esencial en la Odontología, como muestra esta imagen en la que dos odontólogos evalúan con gran cuidado la situación bucal de un paciente. (Foto: USF)

mar. 17 enero 2023

save

El fundador de Centro Dental Multimédica, probablemente la clínica dental privada más importante de Guatemala, aborda una cuestión que muchos profesionales de la odontología no promueven lo suficiente entre sus pacientes: el hecho de que, a diferencia de muchos otros procedimientos médicos, la odontología cura las dolencias de nuestros pacientes, en muchos casos de por vida. 

Haciendo un esbozo somero sobre la evolución de la medicina, encontramos que hace cinco o seis décadas atrás, ésta era desarrollada por curanderos o boticarios éticos quienes se dedicaban con esmero a curar la enfermedad, utilizando para ello muchos preparados y pócimas que muchas veces combinaban la medicina natural con algunos componentes químicos.

Los aspectos más novedoso de esta práctica es que los tratamientos eran preparados en el mismo momento en que se veía al paciente y que eran muy efectivos, porque muchos de los que hoy tenemos más de sesenta años debemos nuestra salud y sano envejecimiento a este tipo de intervenciones, empíricas pero efectivas.

La medicina actual lamentablemente ha dejado de tener el enfoque esencial humano que en la antigüedad preponderaba el bienestar del paciente por sobre todas las cosas, y ha pasado a ser un movimiento mercantilista, en donde lo que interesa es obtener los mayores ingresos, a cambio del mejoramiento del estado de salud del paciente.

"Existe una gran diferencia entre la práctica de la odontología y la medicina actual: la medicina no cura solo alivia, mientras que la odontología no solo alivia la enfermedad, sino que cura las dolencias".

La medicina actual no cura, solo alivia, pues para ello ha sido diseñada. Aliviar es mejor negocio que curar. Aliviar condena al paciente a tomar, es decir, a consumir, un producto médico por largo tiempo o de por vida, generando una dependencia ingrata que alarga la enfermedad y en la que los medicamentos que se consumen generan problemas de salud adicionales que también deben ser tratados. Es un paquete prediseñado de complicaciones que le abren posibilidades de venta a otros productos farmacéuticos. Así de inhumano es la práctica de la medicina actual, no en todos pero sí en muchos casos.

La práctica de la odontología por su parte, es una rama de la salud ciertamente onerosa, que no todos los pacientes tienen la posibilidad de poder pagar y, por lo tanto, no todos tienen acceso a la misma.

Pero existe una gran diferencia entre la práctica de la odontología y la medicina actual: la medicina actual, como se indicaba con anterioridad, no cura solo alivia generando una dependencia eterna entre paciente, medicamentos y personal médico.

En cambio, la odontología es un tratamiento médico certero que no solo alivia la enfermedad, sino que, además, cura las dolencias, porque se apoya en mecanismos de diagnóstico efectivos y certeros, y porque su propósito primordial es curar. De hecho, un paciente al que se le haya resuelto su enfermedad se convierte en un vocero positivo que transmite su sentir a amigos, familiares y compañeros de trabajo, lo cual beneficia al odontólogo.

Por todo ello, se puede afirmar que una práctica odontológica bien realizada es una intervención que sí soluciona y que da bienestar, paz y tranquilidad al paciente, pues no solo le alivia las dolencias, sino que las elimina totalmente.

_____________________________________________________________________________________________________________________________________________

El doctor Rafael Mejicano Díaz es autor del libro titulado "Actitud y excelencia, un compromiso de equipo" y fundador del Centro Dental Multimédica de Guatemala.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

advertisement
advertisement